La industria automotriz en Me´xico sumara´ este 2020 su cuarto an~o de cai´da en ventas en el mercado local, pero ese ya no es el peor de sus problemas.

Por Zacarías Ramírez Tamayo

En las próximas semanas se sabra´ si la alteracio´n a las actividades producidas por las medidas sanitarias en distintas naciones, como la suspensio´n de vuelos desde y hacia Estados Unidos y Europa, tendra´ algu´n efecto en las cadenas de produccio´n de las armadoras que operan en territorio mexicano, sen~ala Fausto Cuevas, director general de la Asociacio´n Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

Una eventual escasez de autopartes obligari´a a la industria mexicana a reducir su produccio´n y, por ende, sus exportaciones, que de por si´ ya veni´an en picada. “Si el problema con las cadenas de abastecimiento nos obliga a bajar los ritmos de produccio´n, desde luego que habra´ un impacto directamente en las exportaciones”, reconoce el dirigente, entrevistado el 13 de marzo.

Las exportaciones de vehi´culos son un gran motor para la economi´a mexicana: tienen un valor de 147,757 millones de do´lares (mdd) y representan 32% de todas las exportaciones del pai´s, segu´n AMIA. Hasta julio pasado, 2019 pintaba como un buen an~o para las exportaciones automotrices, pero en agosto inicio´ la cai´da y apenas un mes despue´s la ventaja contra 2018 se habi´a diluido, segu´n datos de Inegi.

En el mercado local las cosas no esta´n mejor. Antes del “lunes negro” y de que la OMS declarara pandemia al brote de coronavirus, ya se vaticinaba otra cai´da en las ventas internas. “Creemos que 2020 sera´ el cuarto an~o con cai´das –considera Guillermo Rosales, director general adjunto de la asociacio´n de distribuidores–. 

Lee también: Los remos del sector manufacturero para navegar la crisis del coronavirus

Esta expectativa es anterior a lo ocurrido con el coronavirus y su impacto en los mercados petroleros y financieros”. Adema´s, Rosales sen~ala que la asociacio´n au´n no ha actualizado sus ca´lculos dados los nuevos acontecimientos, pero estima muy probable que el mercado caiga este an~o ma´s de 3%. Lo peculiar de esta cai´da es que incluye a los vehi´culos de alto precio. “Hay incertidumbre, desconfianza y descontento de los consumidores de mayor ingreso”, an~ade el directivo, quien califica el deterioro del mercado como generalizado.

También lee: La nube acelera la transformación de la industria automotriz

Es ma´s que un problema de nu´meros rojos. El an~o pasado unos 5,000 vendedores perdieron su empleo debido a los ajustes por la baja de ingresos de las agencias de vehi´culos, sen~ala Rosales. “Eso ma´s o menos es 10% de la plantilla total de vendedores en el sector”.

Este 2020 las empresas duen~as de las agencias debera´n ser disciplinadas en la administracio´n y tener capacidad de adaptacio´n, an~ade el entrevistado, pero acepta que eso puede no ser suficiente. “Habra´ quienes puedan tomar la decisio´n de salir de esta actividad, vender, etce´tera, y habra´ quienes tomen esas oportunidades, como ocurre en cualquier otro sector cuando se presentan crisis”, agrega el directivo.

 

Este texto es parte de la portada de abril de Fortune en Español. Te lo compartimos frente a la contingencia por la que atraviesa México por el nuevo coronavirus. 

Fuente: Fortune >> lea el artículo original