Una investigación identificó que las mujeres han padecido más problemas de sueño en relación a los hombres, a propósito de los efectos generados por la pandemia de COVID-19.

La profesora Deirdre Barrett, autora del estudio, ha dedicado parte de su carrera a estudiar el sueño en periodos de crisis, como en el contexto del 11 de septiembre, la ocupación de Iraq a Kuwait.

Para esta investigación, Barrett realizó una encuesta en línea entre el 23 de marzo y el 15 de julio. 2.888 participantes contaron su experiencia sobre la calidad de sueño que tienen durante la pandemia.

Para analizar los relatos, se usó un programa de análisis de texto llamado 'Investigación lingüística y conteo de palabras' que ayudó a cuantificar seis temas de sueños: emociones positivas, emociones negativas, ansiedad, ira, tristeza, procesos biológicos, cuerpo, salud y muerte, recoge el PSYCIENCIA.

Esos resultados fueron comparados con una base de datos sobre sueño de un periodo previo a la pandemia.

Hallazgos

Barrett encontró que la mayor diferencia entre los sueños pandémicos y prepandémicos fueron los temas relacionados con la muerte, que fueron tres veces más altos en los sueños pandémicos, se reseña en la publicación.

'En general, las mujeres mostraron tasas significativamente más bajas de emociones positivas y niveles más altos de ansiedad, tristeza, ira y referencias a procesos biológicos, salud y muerte en sus sueños pandémicos en comparación con los sueños prepandémicos', se detalla.

La investigadora explicó que los sueños tanto de hombres como de mujeres reflejan mucho miedo y más referencias a la enfermedad y la muerte que en tiempos normales, cita el portal digital. No obstante, se puntualizó que esos efectos tienen más incidencia para las mujeres. (I)

Fuente: El Universo >> lea el artículo original